Una estrella fugaz,
efímera pero intensa.
Nos muestra el camino,
iluminado por la esperanza.
Un camino de armonía,
encontrando la serenidad.
Una brisa trayendo
el equilibrio frente al conflicto.
Una caricia de la vida
cual arrullo del futuro.
Ese futuro que nace ahora,
rugiendo con la fuerza
inspiradora del corazón.
Dejemos el pasado ir,
para la sonrisa lucir.
Dejemos lo tóxico,
para aprender a amar.
Dejemos las dudas volar,
para desplegar las alas.
Dejemos abrir el corazón,
para un mundo mejor.
Es la hora de construir,
dejando la ira enterrada.
Es la hora de caminar,
dándonos las manos.
Es la hora desterrar,
aquello que es viejo,
y nos ata en la oscuridad.
Aprendamos a caminar,
viviendo con intensidad
y buscando la felicidad.


By Clemente

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s