En la equidistancia, las ideas se convierten en dogmas,
diluyendo cualquier posibilidad de acordar.
Dejan de existir los tonos medios y el acercamiento,
quizás considerando una derrota el entendimiento.
Entenderse se va convirtiendo en un estigma,
una debilidad humana de escaso valor actual.
Un estigma señalado por quienes no reciben aceptación,
mostrando su ira por la no sumisión.
Una debilidad humana capaz de provocar,
de construir grandes pensamientos y conseguir paz.
Quizás entenderse no sea una debilidad sino fortaleza,
un pilar indestructible de quienes desean avanzar.
Quizás tenga mayor audiencia el señalar,
el destrozar lo contrario consiguiendo una victoria.
Quizás tenga mayor audiencia crispando eternamente,
faltando a la verdad o mintiendo directamente.
Las dictaduras surgen de la crispación y el odio,
cual bacteria asesina que corroe la razón.
Quizás conjugar comprender, acercar, ceder,
y sobre todo acordar, sean las luces del final del tunel.

By Clemente

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s