Cualquier historia

tiene un principio

y un final,

páginas en blanco

combinadas con escritas.

Un hilo conductor

desde el inicio

al final del destino,

un tránsito de energía

que parece inagotable,

pero es finita.

No importa quien fuese

el protagonista,

solo su visión,

la perspectiva plasmada

en cada paso

y respiración.

Nadie recordará

su olor o sus ojos,

solo su huella,

quizá el recuerdo

de su aroma,

aunque suene a despedida.

Pocos o muchos

añoraran

su ausencia indefinida,

suspirando en silencio

por el fruto

de un cosecha ofrecida.

Nadie nos prepara

para crecer

y ser estrellas con luz,

intentando

despejar los caminos

de malas hierbas.

No existe guión definido

para levantarte

cuando caes,

ni cuando la oscuridad abruma,

ser capaz de eclipsarla.

Las primeras hojas

se convierten

en bocetos inacabados,

trazos incoherentes

desechados

con las primeras lunas.

Mimetizas el espíritu

con imágenes

de figuras desconocidas,

guías dando la mano

con los dedos entrelazados.

Al costado de un pino

alzándose hacia las estrellas,

crecemos,

soñando con abrazar

aquellas luces que parpadean.

Así los principios ingenuos

se convierten en aventuras,

con el azar

y la intuición

como compañeras.

No existe ninguna

historia reescrita

solo una única verdad,

con la que encontrarnos

al final sentados

en una mecedora.

Balanceándonos en ella,

vemos pasar las estrellas

que nos ilusionó,

sintiendo entre nuestras

manos páginas

oscurecidas por el tiempo.

Páginas repletas de relatos,

cual compendio

de nuestra existencia,

fuente de una humilde

sapiencia

y ofrenda de una sincera

constancia.

Al final nada se nos regaló

y al principio todo

se nos ofreció,

un terreno donde sembrar

y unas manos

para el fruto recoger.

En aquella mecedora,

al lado del enorme pino,

mirando las estrellas,

nos quedamos

rememorando

que fuimos el protagonista,

de un encuentro

maravillosos,

de nosotros con la vida.

By Clemente

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s