En un único lugar,
pensamiento,
u hogar,
conviven
alegrias
y tristezas,
lágrimas
y sonrisas.
Amores
y desamores.
Amistades
y enemistades.
En ocasiones,
imposible
de digerir,
creando
ansiedades
y miedos.
En otras,
pasiones,
amor
e incluso
felicidad.
Quiza creamos
que somos
una razón,
mas el vértigo
surge de nuestra
mente,
para que el corazón
tome el control.
Pues un solo
latido,
convierte
nuestra anarquía
en armonía.

By Clemente

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s